Proceso de restauración

El castillo de Marcilla es desde 1976 propiedad del Gobierno de Navarra y está catalogado como Bien de Interés Cultural.  Desde antes de su adquisición, el edificio carecía de uso y ya había iniciado entonces su deterioro, que continuó en los años siguientes afectando de forma progresiva a la estructura del interior, en la que se produjeron muchos hundimientos.

El mal estado del edificio obligó desde entonces a continuas intervenciones, entre 1986 y 1990, de desescombro, limpieza y consolidación puntuales, además de algunas otras, como el derribo de la galería de la fachada sur, el vaciado de los fosos y el acondicionamiento del puente de acceso y la construcción de los muros del foso.

La parte exterior del castillo que se encontraba en peor estado era sin duda la correspondiente a la coronación. Las torres habían perdido altura y se encontraban desmochadas. Los cobertizos realizados sobre el camino de ronda estaban en muy mal estado y algunos de ellos aparecían completamente destruidos si no desaparecidos.

El estado de conservación del espacio interior del castillo era malo y peligroso por los muchos derrumbes.    Las dos crujías que compusieron la secuencia de estancias dispuestas perimetralmente al patio se encontraban prácticamente derruidas y muchas partes que aún no habían caído amenazaban con su desplome. Quedaban en pie, parte de la escalera principal y un amplio paño del muro de la parte oriental del patio.

En el año 2005 el Departamento de Cultura y Turismo-Institución Príncipe de Viana se encargó del proyecto de restauración del castillo. Las obras de restauración comenzaron en diciembre de 2008 y finalizaron  en abril de 2012.

El proyecto de restauración del castillo ha posibilitado la ubicación en su interior de la casa consistorial, la biblioteca pública, la escuela de música y un salón de actos.


14OLYMPUS DIGITAL CAMERA31Marcilla.10.07.02.8Marcilla.10.07.02.11Marcilla.10.06.08.2Marcilla.10.07.02.2Marcilla.10.07.02.5Marcilla.10.07.28.1Marcilla.11.01.11.1